Francisco Javier Cubero

 


Laguna de Apaneca, El Salvador

 

 

 
Esbozo biográfico
 

Francisco Javier Cubero, escritor español con gran trayectoria en la difusión del arte y la literatura. Desde 1987...se ha desempeñado como Profesor de Técnicas de Producción en Artes Gráficas, ELISAVA Escola Superior de Disseny, centro adscrito a la Universitat Pompeu Fabra. Tiene Estudios de Filología Hispánica en la Universidad de Barcelona.Creador de las siguientes páginas en Internet: Eldígoras, página de lengua, literatura y artes gráficas. El Otro Mensual [eom], Revista con arte y literatura. Francisco Javier Cubero, página personal. Y en proceso de creación: nuevo diseño para la revista Culturele de la Universidad de Barcelona. Además, posee estudios de lengua italiana, Instituto Italiano de Barcelona y Universidad de Urbino, Italia.

 
Selección Poética
 
Breve y dual
 
Soneto
sonido
medido
boceto
 
cuarteto
sentido
bruñido
concreto
 
soneto
aliado
o airado
 
terceto
labiado
pasado
 

 
Precipicio
 
Blanco el papel y turbia la mirada,
apenas se desvela el pensamiento
que quiere ser palabra en turbulento
afán contra el abismo de la nada.
 
Blanco el reflejo de ansiedad rasgada,
alba primera, detenido el viento
y enrarecido el aire sin aliento
que contiene la voz de la llamada.
 
Turbio el deseo de atravesar la sombra
que espesa oculta el halo del sendero
y ante el umbral impone un muro blanco.
 
Espejismo de cal, desnuda alfombra
que rechaza la mácula en su cero,
es vértigo en el filo del barranco.
 

 
De las comparaciones
 
Que las comparaciones son odiosas
lo sabe quien compara y quien se queja
y lo sabe la envidia que festeja
el huero espejo de las falsas glosas.
 
Lo sabe quien atiende a vanidosas
mentiras frente al agua que refleja
un Narciso inventado en la bandeja
de un vivir que a los otros brinda rosas.
 
Que la vida es injusta lo proclama
la risa de quien burla y se divierte
comparando la herida con la tara.
 
Y, sin embargo, siempre se compara
el absurdo destino de la suerte
confundiendo el talento con la fama.
 

 
Insistencia circular
 
Tristeza solitaria de mañana:
solitaria mañana de tristeza;
mañana de tristeza solitaria.
 
Palabras más allá de la destreza
de una vana alternancia literaria
intentando esconder esa pereza
que lleva del dolor a la desgana.
 
¡Qué duro es el rumor de la cercana
rutina que te exige fortaleza
frente a la oscura herida innecesaria!
En el sonido se ahoga la certeza:
 
Mañana de tristeza solitaria;
solitaria mañana de tristeza;
tristeza solitaria de mañana.
 
 
 
Despertar
 
Rara tregua, no amar
cuando la luz se impone
y el límite del sueño está vacío
y sin huella su almohada.
 
Ruido herido al sonar
la alarma que dispone
la obligación del día, escalofrío
de la nueva jornada.
 
Y en la desierta cama
inventar un aroma que no es cierto,
un recuerdo fugaz.
 
Rara es la noche y ruido la amalgama
de aquel ayer despierto
para el que no hay disfraz.
 
 
A Sor Juana
 
Si te labra prisión mi fantasía.
Sor Juana Inés de la Cruz
 
Si te labra prisión la fantasía
entre sombra y silencio siembras dudas,
te cubres a la vez que te desnudas
sin dejar que lo oscuro encienda el día.
 
Si a tu ficción concedes la alegría
te embarga la tristeza en penas mudas
y si al placer concedes cuanto escudas
retorna nuevamente tu agonía.
 
De forma tal que el verso va a la vida
quebrado por la muerte que va al verso
vertido en un espejo de ficciones.
 
En férrea tradición rompes la herida
y es la ficción excusa en juego inverso
de ingenio en el amor y en sus razones.
 
 
Crucigrama
 
Pasatiempo en retícula de olvido,
absurdo diccionario en el que nombras
con límites trazados entre sombras
palabras que no valen su sentido.
 
Metáfora del hueco y de la suerte,
de la rutina fácil y el oficio
de quien pone sus versos al servicio
de una moda que habrá de tener muerte.
 
Palabras sin contexto, sin historia,
palabras con las que, quizá, penetras
lagunas de un lejano pensamiento.
 
Tal vez, en similar combinatoria,
encontramos novísimos con letras
que apenas nos transmiten sentimiento.
 
 
Amistad
 
Para Gabriel Lara de la Casa
 
Por luz, penumbra y luz después de todo;
por desear, quebrar la indiferencia;
por entender, armarse de paciencia;
por dudar, compartir nubes y lodo.
 
Por ser, estar, sin importar el modo;
por avanzar, labrar correspondencia;
por llorar, medicarnos la dolencia;
y reir a la par, por sobrio y por beodo.
 
Por escribir, leer, versos y blancos,
amar en clave de palabra herida,
cruzar complicidades con el codo
 
y saber que no basta calzar zancos
para saltarse el toro de esta vida
de luz, penumbra y luz, después de todo.

 

 
 

Copyrigh© todos los derechos reservados por el autor